No existen frutas prohibidas en la perdida de peso

No existen frutas prohibidas en la perdida de peso

¿Debemos restringir algunas frutas cuando queremos perder peso?

Cuando queremos perder peso y llevar una dieta saludable muchas veces no tenemos claro cuáles son los alimentos más recomendables que debemos incluir en nuestro menú y cuáles debemos limitar. En el caso de las frutas, es uno de los grupos de alimentos que genera gran controversia en este sentido. Existe la creencia de que hay ciertas frutas que son muy calóricas o que contienen mucho azúcar y, por tanto, es mejor no incluirlas cuando se quiere perder peso.

La respuesta correcta es que en una dieta sana y equilibrada destinada a mejorar nuestra composición corporal debe incluir todo tipo de frutas.

De hecho, cuanta más variedad haya mucho mejor. Las frutas son un grupo de alimentos que destacan por ser bajas en calorías y ricas en agua y fibra, por lo que van a ser un gran aliado en nuestro proceso de pérdida de peso. Es cierto que hay algunas que van a tener mayor contenido calórico si lo comparamos con el  mismo peso en gramos que otras. Pero si la comparación la hacemos por ración, el aporte energético va a ser muy parecido.

Por ejemplo: En 100 g de porción comestible de una manzana tiene un aporte energético de: 52 kcal, y un plátano de: 122 kcal, por lo que podríamos pensar que el plátano nos va a engordar más porque aporta un mayor número de calorías. Pero normalmente una pieza de fruta es equivalente a una manzana mediana, que suele pesar unos 200 g, es decir, una ración contendría 104 kcal, o un plátano mediano, que su peso suele rondar en 80 g, por lo que tendría: 97,6 kcal. Así que, como podemos observar, el contenido calórico por ración de ambas frutas es muy parecido.

Por otra parte, también es común el pensamiento de que hay que limitar el consumo de este grupo de alimentos por su elevado contenido en azúcar, pero al estar éstos en su matriz vegetal y al ser intrínsecos, no sería conveniente restringir su ingesta, ya que no serían perjudiciales para salud, como es el caso de los azúcares añadidos o simples.

Además, tampoco hay evidencias que demuestren que la fruta sea perjudicial ni más beneficiosa en ciertos momentos del día.

Su consumo es recomendado a cualquier hora y lo más recomendable es consumirlas como pieza de fruta entera o en batidos, donde incluyamos la pulpa, para no eliminar su contenido de fibra, y limitar o suprimir su consumo en forma de zumos o jugos de frutas.

Existe una gran variedad de frutas que podemos tomarlas solas, combinadas entre sí o como ingrediente de platos, postres o ensaladas.

Nuestro consejo es que aproveches sobre todo las de temporada y que intentes incluir en tu dieta al menos 3 veces al día este alimento tan apetecible y tan saludable.

SHARE THIS ARTICLE:
Facebook Twitter